EMPRESAS QUE ENFRENTAN LA DESIGUALDAD Y EL CAMBIO CLIMÁTICO

Nuevas empresas para un mundo que enfrenta la desigualdad y el cambio climático incorporan en su modelo de producción y negocios la meta de ser más inclusivas y sostenibles.

El mundo empresarial vive una profunda transformación en Iberoamérica que combate la diferencia de oportunidades.

Puede verse por ejemplo en Argentina, donde la compañía de tecnología Arbusta busca talento en los barrios más desfavorecidos de América Latina, sitios donde las grandes multinacionales ni se asoman, para emplear a jóvenes que presten servicios a grandes marcas como Disney y MercadoLibre.

También puede observarse en España, donde la firma EcoAlf se ha ganado un espacio en el mercado elaborando ropa con productos reciclados, fundamentalmente plásticos, en momentos en que la industria de la moda se erige como la segunda más contaminante del mundo, después de la petrolera.

Hay muchos otros casos como estos en nuestra región, pero todos tienen algo en común: el creciente protagonismo de empresas que, si bien actúan en el mercado, incorporan en su modelo de producción y negocios la meta de ser más inclusivas y sostenibles.

Estos emprendimientos tienen nombres tan variados como empresas B, sociales, de economía circular, con propósito o de triple impacto; o bien cooperativas, mutualidades, sociedades laborales, compañías de comercio justo o bancos éticos.

TODOS SOMOS PARTE DE LA SOLUCIÓN PARA COMBATIR LA DESIGUALDAD

El cambio climático es, según nuestra encuesta, la principal preocupación de los iberoamericanos (68%) después de la desigualdad (75%). Asimismo, la propia ciudadanía admite ser corresponsable en la degradación ambiental (50%), además de señalar a las empresas (32%) y a los gobiernos (18%).

Es decir, estamos ante una oportunidad única de trabajar juntos para que las próximas generaciones vivan mejor que sus padres, porque ha quedado claro que todos somos parte de la solución: los iberoamericanos reconocen que ellos mismos deben modificar sus conductas, además de pedirle al sector privado que adopte un modelo más justo y sostenible y a los gobiernos que acompañen el cambio.

¡No te quedes sin leer la nota “Nuevas empresas para un mundo que enfrenta la desigualdad y el cambio climático“, saber más de Arbusta y nuestra magia!