INCLUSIÓN LABORAL: PRIMERO LOS JÓVENES

La inclusión laboral enfocada en los jóvenes como prioridad de las empresas es una realidad. ¿Qué es Arbusta? ¿Cómo hace posible este proceso?

Jóvenes mujeres, de bajos recursos, madres, o jefes o jefas de hogas. Esa es la prioridad de contratación en Arbusta, la firma que acompaña el proceso de transformación digital de empresas de primera línea, como Mercado Libre, Diseney, Valtech, dando servicios de gestión e interaccíón digital, testing de software de aplicaiones web/mobile y machine learning, implementando algoritmos mixtos entre humanos y bots, además de hacer desarrollo frontend iniciales entre otros servicios que brinda.

“Descubrir las barreras con las que se encuentra un individuo en la búsqueda laboral área superarlas en cuesta misión”, dice Virginia Carena, directora de Capital Huamano de la firma que ya emplea a unas 300 personas en Argentina, Colombia y Uruguay. 

El 90% de su empleados con centennials, jóvenes de sectores vulnerables de 18 a 28 años a quienes no les piden secundaria completa, no poseen formación terciaria y /o universitaria, ni experiencias previas de trabajo formal, ni conocimientos teóricos-prácticos sobre la industria IT y sus servicios. En cambio, les ofrecen desarrollo continuo y adaptabilidad a su ritmo de aprendizaje, comenzando con capacitaciones virtuales, luego presenciales y evaluando los progresos de forma continua y empática. A partir de ese momento se habilitan otras instancias de entrenamiento.

Con acompañamiento pedagógico, se conformaduplas con jóvenes avanzados en los conocimientos requeridos por el proyecto y quienes se incorporan. “Durante este periodo están acompañados por tutores, que son quienes ya cuentan con experiencia en proyectos, además de desarrollar habilidades para formar a otros”, explica Carena.

Trabajar en Arbusta es la primera experiencia laboral formal para estos jóvenes a quienes “se los observa desde sus potencialidades y se los acompaña en situaciones que pueden obstaculizar su desarrollo personal, Así se genera igualdad en el acceso y se fortalecen derechos que les son inherentes, pero de los cuales no gozaban en su totalidad, como finalización de estudios, mejora habitacional, desarrollo integral, participación, acceso a la información y libertad de expresión, entre otros”, cuenta Carena.

¡Lee la nota completa “Inclusión laboral: primero los jóvenes“, conoce más acerca de Arbusta y nuestra magia!