El talento no tiene género

Por Ayelén Mirande

En el Día Internacional de la Mujer, en Arbusta generamos un espacio para reflexionar sobre qué implica para las mujeres trabajar en tecnología, cómo continuar reduciendo la brecha de género en esta industria y seguir construyendo personas una cultura basada en el respeto, el cuidado y la igualdad. 

Durante el encuentro hablaron 7 mujeres que representan a Arbusta desde diferentes roles y que viven en diferentes ciudades de América Latina. Con la participación de más de 120 personas que se sumaron a la reflexión y conversación sobre distintos temas, desde cómo es estudiar una carrera en donde la mayoría de los estudiantes son hombres, hasta la importancia de la autonomía económica y cómo motivar a que más mujeres se sumen a la industria de la tecnología.

María Ignacia Carricart, Coordinadora de Administración y Finanzas, explicó que “el talento es universal, no tiene punto de contacto con el género. El talento es responsabilidad de cada uno, de hacerlo crecer, de identificarlo y trabajarlo”. Y sumó su aporte hablando de la importancia de la autonomía económica, especialmente para las mujeres: “es primordial la libertad financiera. No tiene que ser un punto en contra al momento de tomar una decisión. Es importante educarnos financieramente. Tenemos que ser ambiciosas y autónomas”.

En este sentido, Jesica Martinez, Service Owner de Data Services, de la sede de Rosario, contó cómo fue empezar a trabajar en tecnología sin tener experiencia previa y llegar a liderar un equipo: “vas poniendo voluntad, y con la experiencia y el acompañamiento, vas creciendo y aprendiendo de tus compañeros, y así aprendí a liderar”, explicó.

Otro de los tópicos fueron los estereotipos sobre la maternidad y el trabajo y la creencia socialmente construida de que es la mujer quien debe preocuparse por equilibrar. En este sentido, Leidy Galván, Analista de Digital Interaction, de la sede de Medellín, explicó que recibía críticas por querer trabajar siendo madre: “me preguntaban por qué iba a ir a trabajar, si tenía un marido, y yo contestaba que es porque quería crecer, no sólo intelectualmente, sino también en un trabajo”. 

La industria de la tecnología tiene una de las brechas de género más acentuada, y en este sentido, Celeste Martinez, Analista de Mejora Continua, de la sede de Buenos Aires, habló sobre cómo motivar a las mujeres a sumarse a elegir carreras vinculadas a esta industria, partiendo desde su experiencia personal. Celeste, que hoy se especializa en Data Analytics, encontró en Arbusta un entorno de aprendizaje que la motivó a descubrir qué era lo que realmente le gustaba. “Para inspirar lo fundamental es transmitir conocimiento, porque cuando enseñas, despiertas curiosidad. Pasarle la vara a otra persona y decirle que haga algo en vez de hacerlo uno, ahí es donde se pueden dar cuenta de lo que les gusta y que además pueden hacerlo”, comentó. 

Día de la mujer - El talento no tiene género

Además de motivar a más mujeres a sumarse a trabajar en tecnología, Katherine Carmona, Service Owner de QA & Software Testing, explicó la importancia de animarse a ingresar a una carrera por más que la mayoría sean hombres. Ella estudia programación, y comentó que “a los chicos también les cuestan las materias y la carrera en sí, es difícil para todos. Se tiene la idea de que para los chicos es más fácil la programación pero no”.

Reducir la brecha de género y lograr que se instale esta idea de que el talento es universal es una responsabilidad de todas las personas, por eso, Erika Santos, Project Manager de Digital Interaction, de la sede de Montevideo, comentó que “el varón es parte del cambio porque estamos luchando a la par, para que nos vean por nuestras virtudes, nuestros talentos, y también por nuestras fallas, pero no por el género”. En este sentido, Noelia Rivera, Analista de Administración de Personal, explicó que los cambios se dan en forma colectiva y que “todas las personas deben estar atentas y reconocer cuando hay situaciones que si bien están normalizadas, no son correctas”. 

En Arbusta celebramos este espacio porque creemos que es importante tomarse el tiempo para hablar de equidad, de derechos e inspirar a más mujeres a trabajar en tecnología. Con mucha conciencia de que todavía nos queda mucho por recorrer, sostenemos que el talento es universal y no tiene género. 

SOBRE ARBUSTA

En Arbusta somos un 61% mujeres,cuando el promedio de participación femenina en empresas de tecnología es del 30%, y de nuestro equipo ejecutivo, un 80% son mujeres. 

Cuando una mujer ingresa a Arbusta sin experiencia previa, encuentra un entorno de aprendizaje donde desarrollar habilidades técnicas y socioemocionales que le permiten desplegar su potencial. Algunas eligen la modalidad part-time para poder compatibilizar el trabajo con continuar estudiando o tareas de cuidado. 

Además, contamos con un protocolo de acompañamiento de situaciones de violencia doméstica y acoso, porque sabemos que esta problemática nos atraviesa como sociedad y nos comprometemos en cuidar y acompañar.